Sole Fortuny

dav

Adoro la pereza. Adoro ser una persona completamente perezosa, quedarme en el sofá tirada de cualquier forma, quieta, abandonada del mundo; dejar así todas mis energías para mi cabeza, que en calma abre las puertas de mi imaginación y me guía a aquellos sitios donde solo yo tengo permiso para entrar.

Adoro ser perezosa. Menos cuando tengo hambre y no me queda más remedio que levantarme para no morir de inanición.

Textos
La sabiduría de Sapiencia

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: